rafael nadal

¡Qué alivio! Qué alivio ver ganar a Rafael Nadal de nuevo. Qué alivio tras ver por todo lo que ha pasado de lesiones, de divorcio de sus padres, de más lesiones, de perder el número uno del mundo sin jugar… qué alivio verlo de nuevo morder un trofeo y decirle al mundo que ha vuelto y que quiere volver a ser el que siempre ha sido.

Es duro, porque en pocos días la página que tengo de Rafael Nadal cumple cinco años, y lo fácil es hacerla cuando está ganando, cuando todos son piropos para él y no hay trolls contra los que luchar. Lo jodido, lo verdaderamente jodido es cuando no hay noticias, cuando las que hay piensas que es mejor ni ponerlas por no bajar la moral a los seguidores. Hoy creo que somos muchos sus fieles que cuando lo hemos visto llorar se nos ha hecho un nudo en la garganta y se nos han saltado las lágrimas. Menudo artista. Esperemos que todo siga así porque el deporte es un opio, una droga para la sociedad estando el mundo tan jodido como está, que cuando no es un terremoto que mata a miles de personas es un jodido volcán que crea un caos aéreo. Bendito deporte. Bendito Rafalet.