Estos días la prensa no para de hablar de Michibata Jessica, la novia de Jenson Button, un piloto de Fórmula 1, ese deporte tan aburrido pero que como corre Fernando Alonso le prestamos atención. Pues sinceramente a mí esa tal Michibata no me gusta absolutamente nada… no sé qué piensas tú.