El resultado que se obtiene tras una reforma integral de una casa es genial, y lo váis a ver… pero os debo confesar que jamás he estado tan desgastado mentalmente como ahora. Llevo viviendo en una casa en la que desde mayo todo es caos y desorden. A veces cuando me tumbo por la noche en la cama, el único sitio donde puedo estar de la casa… lo que menos me apetece es enseñaros fotos de la casa llena de mierda por todos lados. Santa paciencia, cada día queda menos… porque esto va a acabar conmigo